Image Image Image Image Image Image Image Image Image Image

Bodas en Venezuela | 16 julio, 2018

Desplazar hacia arriba

Arriba

Sin comentarios

4 cosas que no debes hacer en la pedida de mano

4 cosas que no debes hacer en la pedida de mano

La pedida de mano ocupa un lugar especial en la mente de todo caballero. No es posible ningún error, o al menos no debería serlo. Pero muchos no están construidos para captar la infinidad de detalles, pequeños indicios y posibles errores involucrados. Y para hacerle justicia a la sinceridad, las damas del mundo pueden llegar a ser considerablemente exigentes al respecto. No tiene nada de malo, es un momento excepcional.

Sin embargo, existen algunas estrategias particularmente inadecuadas de las que se tiene noticia con frecuencia. Estas son cinco situaciones de algunas de estas desafortunadas pedidas de mano:

Con unas copas de más

El alcohol tiene fama de desinhibidor de los miedos y nerviosismos. Por eso un número considerable de personas decide tomarse un trago o dos antes de algún momento importante que requiera seguridad y aplomo. En cierta medida no es del todo falso pero, dejando a un lado los peligros de depender del alcohol para ser la mejor versión de uno mismo, estar muy tomado arruinaría por completo la pedida de mano.

Proyectar confianza y seriedad puede ser buen objetivo durante la propuesta. Después de todo se habla de una vida juntos, deplanes y sueños. Que el equilibrio falle y se adormezca la lengua no parece la mejor forma de lograrlo.

Pedida de mano con testigos

Siempre habrá personas cercanas a la pareja, grandes amigos de alguno o de ambos, familiares y demás. Sin duda compartirán la alegría del momento y se emocionarán casi tanto como los propios enamorados. Es fácil caer en la tentación de invitarlos para que hagan presencia en calidad de cómplices bienintencionados. Incluso tiene un atractivo práctico la idea, ya que podrían fotografiar el momento para inmortalizarlo en la historia.

No es por ser ave de mal agüero pero, ¿y si las cosas no marchan al pie de la letra?, ¿si sucede que necesita un tiempo para pensarlo o si por casualidad no reacciona bien a las sorpresas? Todo puede salir bien al final pero estamos hablando de un paso gigantesco. Es de sentido común esperar contratiempos en la pedida de mano. La presencia de terceros, por más cercanos que sean, puede añadir presión innecesaria para ambos en la pedida de mano. La pareja se compone de dos personas y que la intimidad de la misma es algo sagrado.

Anillo de Troya en la comida

Se ha visto en películas muchas veces. Planear una cena romántica en algún restaurante especial. Ganarse al mesonero y si hay música en vivo embolsillarse a los intérpretes también. Todo suena fantástico para la pedida de mano y, en teoría, no es una mala idea. Los clichés tienen mala prensa pero por algo llegan a ser populares: son exitosos.

Ahora bien, hay un riesgo evidente que pocas veces se considera al seguir la clásica pedida de mano de película: el que acarrea esconder el anillo en lo que va a ingerirse durante la cena. Sea bebida, plato principal o postre es desaconsejable prever la voracidad de la pareja. Puede sospechar que ese será el día y los nervios pueden encontrar salida avivando el apetito. El estrés también se conoce por disminuir la atención. Ambas cosas prácticamente garantizan el consumo del anillo.

La tecnología tiene sus usos

No hace falta decir mucho al respecto, pero como la humanidad prácticamente va en camino a convertirse en seres más virtuales que materiales no está de más. Lo realmente importante se dice en persona: hay una cercanía y una vulnerabilidad importante en los cuerpos, en los gestos y las expresiones que sería una lástima perder. Vale la pena hacer el esfuerzo de reunir el coraje necesario y sincerarse ante el ser amado durante la pedida de mano.

El amor es lo que cuenta

En última instancia, evitar los casos anteriores es sólo consejo y sugerencia. Los gustos de la pareja y su historia particular pueden convertir cualquiera de las estrategias descartadas en la mejor opción para la pedida de mano. Lo que vale siempre, más que cualquier otra cosa, es el amor y el compromiso que guarden uno para el otro. Sea cual sea el caso, y volviendo el  hilo de los tips y las recomendaciones, en el amor todo se vale.

PD: evítese el uso indiscriminado de  mariachis.

 

Enviar un comentario